Cuestión de perspectivas

 

Balon-porteria

Ya había manifestado el domingo en mis redes sociales mi sobresalto. La razón: por qué de repente me pareció que nuestra liga local de futbol, la cual siempre ha sido objeto de críticas y señalamientos, ha tenido una cierta “mejoría” y hasta “se está poniendo buena.” No lo sé, quizá es cuestión de perspectivas y puntos de vista, pero algo ha cambiado.

Como todas las ligas alrededor del mundo, o al menos aquí así nos tienen acostumbrados, las primeras dos o tres jornadas sirven para “calar” a los equipos, jugadores nuevos, técnicos y afinar aquellos detalles que se trabajan entre semana para ponerlos en práctica durante los encuentros; es normal, es un clásico, es de ley, insisto, al menos aquí.

Acostumbrados a un torneo irregular, el Apertura 2015 trajo consigo ciertos toques de diferencia que han dejado, hasta ahora, un buen sabor de boca, -sí parece poco creíble pero así es-. Me gustaría tocar dos factores brevemente, ya que esto no es una teoría, sino un pequeño punto de vista, el resto está en sus manos.

Locales vs locales

Los que juegan como locales parecieran tener una ventaja sobre los visitantes. No es una verdad absoluta, sino una constante que a muchos equipos les favorece jugar en su estadio y con su gente, mientras que la visita va con ciertas reservas y un juego más reservado, no siempre es así pues los marcadores suelen variar, pero jugar en casa siempre da seguridad.

Situación extraña nos encontramos este torneo donde los visitantes van a pararse y buscar el triunfo fuera de casa. En las siete jornadas del certamen, que llevamos hasta el momento, de los nueve partidos que se diputan en cada una de ellas, al menos cuatro son ganados por visitantes, pero quienes no logran la victoria no van a encerrarse, sino a proponer y por ende, los partidos se vuelven interesantes.

La localía parece ya no pesar tanto y los partidos se juegan al tú por tú. Simple: locales contra locales.

Goles al por mayor

El 203 puede significar el número de una casa o departamento, cuando hablamos de anotaciones dentro en una liga es un número aún decente, pero para nuestra liga no. Y es que para nuestra sorpresa, éste es el total de goles anotados en las siete jornadas disputadas Partidos que superar los dos goles y unos que llegan a tener más de 4 o 5.

Las tres primeras semanas el promedio de goles fue de 23 y de la jornada cuatro a la siete, los encuentros han arrojado un total que supera las 30 anotaciones, registrando 37 goles, durante la jornada cinco, como el mayor número en el actual torneo.

Parece ser una cosecha bastante agradable para el espectáculo, pero siempre habrá detractores y quiénes busquen algún punto para revisar a fondo, en este caso, ¿cuántos goles son de mexicanos y cuántos de extranjeros? Hasta el momento, el goleador del torneo es el Emmanuel ‘Tito’ Villa, delantero de Querétaro, quien cuenta con ocho tantos en su haber; seguido de Darío Benedetto, del América, con siete; y en tercer lugar Ariel Nahuelpán del Pachuca con seis, empatado con Mauro Boselli del León, mientras que el quinto puesto es para el “universitario” Matías Britos con cinco.

La cosa parece balanceada: tres nacionales y dos de fuera; habrá quienes aún digan que la liga le pertenece a los
extranjeros, tema que hay que tocar a profundidad y seriamente, pero al menos para el espectáculo, mientras caigan las anotaciones, la procedencia del jugador a pocos les importa.

Dicho lo cual…

Al parecer va por buen camino, ¿se mantendrá, se descompondrá, fue efusividad del momento?, sólo el tiempo dará la razón, mientras podemos estar “agradecidos” por los resultados obtenidos hasta ahora. Ante la amenaza de las ligas extranjeras, que siempre son mejores y ofrecen mejor nivel, nuestra liga termina pasando a segundo término. Se viene Selección Nacional y el inicio de la era del ‘Tuca’ como interino, habrá que ver… Se viene NFL –por fin-, así que se necesitarán más de estas siete jornadas.

Se mejoró, se puede dar más, también ganaron las chivas, -aunque nadie la crea- que raro está, pero que está chido… Cuestión de perspectivas.

Participa
NameE-mailWebsiteComment

Comenta y únete al vuelo