A solas, a ciegas

A solas, a ciegas
A solas, el tiempo te desconoce. Foto: Pixabay.

A solas, queda el silencio
como el recurso infalible
de ningunear la vida
y tomar una ruta diametral
y opuesta a la indiferencia.

A ciegas, hay otros pasos,
sin compasión ni corazonada
hacia donde se desdibuja
una ignara memoria.

A solas, ninguna palabra
digna es de guardar:
la distancia emerge sin desatino
por mor de reclamar
fallos y desvaríos.

A ciegas, cualquier suelo
es hielo delgado,
nube pospuesta,
ilusión de vanas luces.

A solas, el tiempo te desconoce,
duplica tus pesares
y su insólita figuración
no comprende todavía
el arcano de los espejos.

A ciegas, no hay vértice
por dónde ampararse:
sólo una vida a tientas,
sin previa advertencia
y tardío denuedo.

A solas, a ciegas
-Sísifo metido a jardinero del pretérito-,
el onírico murmullo de un epitafio
devela su mejor carta:
oscureces para seguir claro.


Más #NidoDePoesía: Helena en Bellas Artes

  • author's avatar

    By: Ulises Velázquez Gil

    Estudió la Licenciatura en Lengua y Literatura Hispánicas en la FES-Acatlán (UNAM). Ha publicado poemas y ensayos en las revistas Planos en Descritura, Labia, El Metejón (vocero de la Academia Mexicana del Tango) y Universo de El Búho. Desde julio de 2011, es columnista de la revista en línea Flor y Látigo con la columna “La marcha de las Letras”. Autor del libro Sirenas del mp3 y algunos portarretratos (México, El Nido del Fénix, 2015; 2ª ed. aumentada, 2020).

  • author's avatar

  • author's avatar

    Maquillaje
    Selfies
    Helena en Bellas Artes
    Música de fondo

    See all this author’s posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *