Rusia se da un festín ante Arabia y lo golea 5 a 0; Cheryzev, la figura

Rusia obtuvo su primera victoria en su Mundial luego de vencer XX a Arabia Saudita en el partido inaugural del certamen. Denis Cheryszev fue la figura al marcar dos de los cinco goles.

Desde el minuto uno, los locales se adueñaron de la pelota. Rusia estuvo cerca de abrir el marcador, pero los fallos en el último toque se lo impidieron. Los saudíes se notaban tensos, como si les pesara ser el primer equipo asiático en abrir un Mundial.

Con un estadio Luzniki a reventar, Yuri Gazinskiy aprovechó una falla en zona defensiva durante un tiro de esquina para conectar la pelota de cabeza y mandarla a las redes. Los rusos estallaron. Inauguraban su Copa del Mundo con un gol que encaminaba la victoria.

Foto: FIFA.com.

Sin embargo, al 23′, Alan Dzagoev sintió un pinchazo en el muslo derecho tras un pique con el que buscaba alcanzar la pelota. El jugador se vería obligado a salir para darle entrada a Denis Cheryshev, el ruso que tuvo un fugaz paso por el Real Madrid y ahora defiende la camisete del Villareal.

El destino le tendría preparado a Dzaghoev un momento de gloria. Sin haber marcado un tanto con la casaca rusa, se permitió ampliar la ventaja del cuadro local en su Mundial. Nuevamente un error defensivo permitió que el mediocampista hiciera una finta, dejara sembrados a dos defensas y sacara un potende disparo que batió al portero saudíe.

Foto: FIFA.com.

Rusia ganaba y controlaba el partido.

En el segundo lapso, el cuadro local cedió el control de la pelota en busca de un contragolpe letal. Arabia estuvo muy cerca de descontar el marcador, pero el árbitro lo evitó al señalar un fuera de fuego.

Entonces ingresó Artem Dzyuba, un delantero de un metro y 96 centrímetros, quien aprovechó un centro, cabeceó y la mandó al lado contrario del arquero. Los locales ya goleaban 3 a 0 a Arabia Saudita.

Foto: FIFA.com.

A un minuto del final, Cheryzev sacó un potente disparo con la parte externa del pie izquierdo y la mandó a guardar al fondo del marco. Golazo ruso. Golazo de confianza y que lo podría catapulpar a la segunda ronda del Mundial.

Cuando parecía que el partido podría concluir así, Aleksandr Golovin cobró una falta y la puiso en el ángulo. Un golazo que cerró el marcador del primer duelo del Mundial 2018.

El pitazo final sólo hizo que estallara la emoción y dio paso a las banderas rusas.

Foto: FIFA.com.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *